La nueva escuela y pedagogía mexicanas

Por Carlos Alberto Sánchez Velasco

Este documento, como muchos otros en este blog, puede considerarse como un apunte breve, incluso superficial, sobre asuntos que emergen en el día a día nacional y mundial. Humildemente, esperamos exponer por unos momentos, algunos hilos o hebras conductoras que nos pueden llevar a una reflexión más profunda sobre dichos acontecimientos.

Hoy se presentó la iniciativa presidencial para terminar con la penosa reforma de Enrique Peña Nieto y con el papel antipedagógico del INEE.

A propósito de la idea de la escuela como centro de aprendizaje comunitario

Qué importante determinación, porque las escuelas parecen haberse convertido en algunos casos, en islotes aúlicos, centros de retención estudiantil, desvinculados de sus entornos inmediatos, incluso por razones de seguridad pública, y que se “abren” para la realización de “festejos” que siguen generalmente una pauta social y comercial que no necesariamente pone al centro la cultura y el desarrollo educativo y cognitivo de los estudiantes, pero que sí privilegia el divertimento y el comercio.

Un punto natural de servicio a la comunidad, por parte de las escuelas es la Biblioteca Escolar (quisiérase Biblioteca Escolar Y Comunitaria), que debería movilizar los mejores recursos documentales, con acceso Internet y alfabetización informacional, para nutrir y promover las habilidades y conocimientos de toda la población, tanto de cultura general como con saberes prácticos y aplicados al mejoramiento de la vida comunitaria, las actividades productivas, los servicios, etc.

Otro punto neurálgico y de unión (escuela-comunidad) tiene que ver con la difusión y discusión de planes y programas sociales, económicos, productivos y de participación ciudadana, a través de charlas dirigidas a los estudiantes y a los padres de familia, como parte de acciones de información, retroalimentación, sondeo, capacitación, así como para la participación en estudios de opinión, evaluación de las acciones de los tres niveles de gobierno, etcétera, tomando en cuenta la figura de los profesores como agentes promotores de la participación social en la gobernanza del municipio, los estados y el país.

La nueva escuela y la nueva pedagogía mexicanas son un sueño que está esbozado en una gran variedad de documentos de educadores de renombre nacional y mundial. Debería plasmar de manera palmaria, el ideario indígena de que los niños y jóvenes desarrollen “un rostro y un corazón”, es decir una identidad rica, fuerte, definida, articulada en torno a conocimientos, habilidades y valores, con conciencia social, sentido de la historia y amor por México; y la revalorización de todos los docentes en todos los niveles como “antorchas que no humean, espejos fieles”, que no hieren, ni ofenden, sino que promueven el autoconocimiento, apoyan y alientan así el genio nacional, y se regocijan en el potencial de los niños y jóvenes, que con su curiosidad y su creatividad nos impulsarán como sociedad a avanzar en los campos del conocimiento, la ciencia, la técnica, el arte, la cultura: en suma, el crecimiento como país.

Es fundamental la inclusión del arte en la nueva escuela, porque el arte sensibiliza, permite revisar las categorías mecánicas de tiempo, espacio, vida, muerte, yo, comunidad, proyectándolas de nuevas maneras, creando una comunidad espiritual humana, infinitamente diversa, rica y al mismo tiempo unificada en torno a ciertas constantes interculturales, y adonde hay referentes que son de tal trascendencia, constitutivos de la especie Homo sapiens variedad sapiens, como pueden apreciarse desde Altamira y Lascaux hasta el ciberespacio. El arte nos permite autoconocernos y participar, comunicarnos, expresar, abandonar el anonimato, salir al espacio de la crítica, tan enriquecedor, donde todos somos semejantes y todo cuanto hacemos es mejorable.

También es fundamental la idea de inclusión y priorización de las escuelas más pobres del país, donde el potencial humano debe poder acelerar el desarrollo de la equidad social en el país, uno de los más desiguales e injustos del mundo.

La revalorización de los maestros es indiscutiblemente necesaria, y creemos que no será posible si no se consigue la participación responsable de los medios masivos de comunicación, para modificar los estereotipos que han difundido de manera masiva, tradicionalmente: la escuela como sitio de abusos, relajo, bullying, burlas y violencia, la imagen del profesor ridículo, irrelevante, analfabeta funcional o gruñón, autoritario e hiperletrado. Los medios masivos de comunicación tienen, sin duda, enemigos portentosos en el libro y la lectura así como en Internet, sin embargo, deberán entrar de la mano y guiados por los profesores, en la lógica de que o nos volvemos un país de lectores libres y de pensadores críticos y exigentes de mensajes con calidad, o nos hundimos en las patologías que producen el analfabetismo, los idiotismos del lenguaje, la vulgarización a secas, el gritoneo fubtolístico, la visceralidad de la violencia caricaturizada y “eterna”… que no tiene nada que ver con toda la riqueza humana que muchos profesores mexicanos son capaces de entender, expresar y de comunicar..

La nueva escuela y pedagogía mexicanas, más que parecer un mantra rimbombante, debe acusar entre sus elementos centrales: las habilidades para pensar de manera estratégica, creativa y crítica, el amor por la lectura de todo tipo, la curiosidad intelectual y el deseo de  conocimientos y su comprensión, crítica y reflexiva, el dominio de las lenguas, fundamentalmente del español, pero también de las que integran nuestra rica habla nacional, y de las lenguas que proliferan exitosamente en todo el mundo (incluyendo el lenguaje binario de los ordenadores), las matemáticas, lenguaje de la ciencia, y la técnicas y materiales que son la base de las creaciones artísticas.

Lo anterior abarca obviamente los ámbitos de la ciencia, las humanidades, el arte y la tecnología, pero no deberá concebirse sólo para instrumentalizar al individuo y absorberlo a una economía ecocida y basada en el consumismo, marcadamente patológica, sexista, machista, violenta y disruptora de lo social, sino para contribuir a su individuación plena, a la elaboración de proyectos de realización humana y colectiva, a partir de una reflexión continua sobre la finalidad de la vida humana en la Tierra, y la idea de felicidad personal y colectiva. Por ello, deberá tener su asiento en actitudes y saberes filosóficos, éticos, históricos y cívicos, justo lo opuesto a lo que esperan ansiosamente “los mercados”, para quienes los hombres y mujeres unidimensionales son los clientes perfectos.

El logro del mayor desempeño académico, aunque es deseable, no es suficiente, sin el logro moral y ético, si aquello sólo se vuelve pretexto para promover el individualismo, el egocentrismo y la insensibilidad hacia los demás, hacia los diferentes, o hacia los que poseen menos saberes y/o posibilidades de acceso a la cultura.

Como lo dijo el poeta León Felipe:

“Voy con las riendas tensas y refrenando el vuelo porque no es lo que importa llegar solo ni pronto, sino llegar con todos y a tiempo”.

(EN DESARROLLO).

Anuncios

OA2020, impulso al acceso abierto

Este es el sitio web de la iniciativa que está arrastrando al mundo académico, como una tormenta.

https://oa2020.org/

Leer es resistir

Plan Made in China 2025

https://www.icex.es/icex/es/navegacion-principal/todos-nuestros-servicios/informacion-de-mercados/paises/navegacion-principal/el-mercado/estudios-informes/DOC2016671546.html?idPais=CN

El capítulo Monteverde

El capítulo Monteverde es uno muy corto.

Tienes algún bolígrafo -Parker, Inoxcrom, en mi caso, de éstos-, compras un blister con dos refacciones de la marca, por el precio de una caja de doce lapiceros baratos. Llegas a casa y tras cinco o diez minutos de escritura de prueba, tu bolígrafo revivido se ha vuelto a morir. La refacción ha dejado de escribir.

Vas al tendajón, no, perdón, la tienda selecta donde compraste el blister, les muestras que no sirve. Te dan otro, pruebas ahí, y todo parece resuelto… Espera a llegar a tu casa para abandonar tu aspecto satisfecho. Revisas las reseñas de Amazon. Tienen algunos problemas de control de calidad en Monteverde USA.

Vuelves al puesto, no, perdón, a la plaza-galería de la ciudad, donde te reemplazaron el blister y pides que te devuelvan tu dinero.

Fin del capítulo Monteverde.

Estamos en la sexta extinción masiva

Santa Lucía, AIM y Toluca y UN SIGLO de adquisiciones de libros de texto gratuito con el faltante en la cuenta pública de 2016

La cancelación del megaproyecto en Texcoco, representará un ahorro de recursos financieros, dice el presidente electo, de cien mil millones de pesos, lo que es equivalente a CIEN AÑOS del programa de adquisiciones de la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuito (CONALITEG) que representa una erogación de, al menos, mil millones de pesos anualmente. Una cifra ridícula si se compara con el gasto acumulado en comunicación social de la SEP en el gobierno saliente, y que ronda los 50 mil millones de pesos. Se anduvieron gastando el presupuesto para medio siglo del programa de Libros de Texto Gratuitos, velozmente, sin perder el tiempo, en seis años. El ahorro por frenar Texcoco, por otro lado, es una cifra solamente equivalente al faltante en la cuenta pública del año 2016 que es cien mil millones de pesos ¡y dicen que no hay dinero, ha de ser cierto…!

¿Qué irá a resultar de las auditorías de 2017 y 2018?

Si una porción de ese ahorro se destina a la educación, tal vez no se desplacen por los cielos millones de mexicanos, pero sí se elevará el nivel educativo del país.