No volveré de la guerra florida

A los 43 maestros de Ayotzinapa,
secuestrados por las autoridades y
hasta ahora desaparecidos.

Padre, madre:
no volveré de la Guerra Florida.
Allá me espera el hermano jaguar,
entre las sombras me espera.
No moriré sin luchar,
yo también lo acecharé,
no moriré ocultándome,
le plantaré cara,
le sembraré el pedernal en el corazón
hasta que algún Corazón aparezca,
y así los dioses puedan vivir.

Ellos, como nosotros,
pasan hambre y sed,
también pasan frío
como nosotros, padre, madre.
No volveré de la Guerra Florida.
De alguno de los dos,
del calor, del corazón,
de nosotros
habrán de vivir.

Ustedes me levantaron
del suelo, me levantaron
de la hierba, me levantaron
de entre las cenizas, a ver
los ojos sonrientes de la noche,
la felicidad que irradia
desde Ilhuícatl-Omeyocán,
el lugar de las nueve uniones.

Alegrénse al ver rodar
entre las piedras, entre el lodo,
la señal de la sangre de su hijo,
pues les será permitido ver
que no somos dignos, y sin embargo
del suelo desciende una nueva estrella.

Carlos Alberto Sánchez Velasco, 2014

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s